En "Un médico Rural" todos están más enfermos que el paciente: los padres del enfermo locos por aferrarse a un imposible, los escolares idiotizados creyendo que el medico salvará al joven a la fuerza. Hazla la enfermedad menos contagiosa, contagia y Franz Kafka lo sabía muy bien.

Escuchemos un fragmento del relato.